PLC en la junta directiva de la Asamblea es algo «normal» dice diputado

María Haydeé Osuna fue reelecta el pasado sábado como tercera vicepresidenta del parlamento nicaragüense, y al menos seis diputados del Partido Liberal Constitucionalista (PLC) votaron a favor de esto. La votación desató fuertes críticas hacia el partido opositor, ya que lo señalaron de cómplice y aliado del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN).

Sin embargo, uno de los diputados liberales que votaron en contra de la reelección de cargos en la Asamblea Nacional, Maximino Rodríguez, expuso que el voto de esos seis diputados a favor no representa la intención de todos los partidarios del PLC, y que no se debe estigmatizar a todo el partido por las decisiones de algunos.

«El PLC no tiene ningún acuerdo. Esto es un acuerdo de personas, de tal forma que las mismas bases están molestas por la situación que se dio el sábado. Yo se los advertí desde el viernes (al resto de la bancada) que no era pertinente asumir esos espacios ni mucho menos respaldar a individuos que están acusados por la comunidad internacional de delitos de lesa humanidad» dijo Rodríguez.

Voz de Maximino Rodríguez.

«Es normal»

Sin embargo, Walter Espinoza, también diputado del PLC, que votó a favor, sostiene que lo sucedido el sábado «es normal» porque todo partido político o diputado que tiene un escaño, querrá un cargo parlamentario.

Walter Espinoza, diputado del PLC.
FOTO: Radio Corporación | Cortesía

«Es normal, (…) todo partido político lo más que desea, si hace su lucha y todo eso, es llegar al poder, y eso tenemos que revisarlo no sólo en Nicaragua (sino) a nivel mundial, la existencia de los partidos políticos. Una vez que compiten en elecciones, es porque quieren estar ocupando las sillas y los espacios, y es normal, es normal» dijo Espinoza.

Voz de Walter Espinoza.

Por esta razón, el diputado expresó que si otro partido o diputados buscan más adelante participar en la junta directiva no debe extrañar, porque «es normal». Este modo de búsqueda de poder, o sobrevivencia política, Espinoza lo ejemplifica con el partido Ciudadanos por la Libertad (CxL) quien decíase que no participaría en las elecciones regionales del 2019, pero «dos o tres días antes dijo que sí, para no perder su casilla».

Espinoza también dijo que pide al resto de parlamentarios del PLC «dirigirse al pueblo con sinceridad».

PLC debe recuperar la confianza

Por su parte, el opositor Félix Maradiaga, integrante de la Unidad Nacional Azul y Blanco, señaló, entorno a las diferentes críticas hacia el PLC, que aunque su cúpula esté mal vista por diferentes personas, lo que es rescatable son sus bases, que son lo importante del partido. Es por eso que deben concentrarse en recuperar la confianza del pueblo.

«Las personas de pensamiento liberal en Nicaragua no tienen culpa de los errores que a veces cometen los grupos de poder y las cúpulas de los partidos políticos. Por esa razón, nuestra posición como Unidad Nacional es la de reconocer la importancia del liberalismo nicaragüense verdadero, que es el que se encuentra en las comarcas, en los municipios y en todo el país, y que no tiene un vínculo con aquellos actores políticos que han dejado mucho que desear» dijo Maradiaga.

Asimismo Maradiaga expresó que para recuperar la confianza del pueblo, el PLC «debe dar una batalla firme contra el régimen» que demuestre que son políticos de verdad y no a medias.

Sea el primero en comentar

Deje su comentario

Su correo no será publicado.


*