MRS Condena secuestro y expulsión de diputados venezolanos

El MRS condena enérgicamente el secuestro, maltrato, aislamiento y falsas acusaciones que el régimen de Daniel Ortega cometió contra tres diputados venezolanos y un asesor parlamentario.

Los diputados de la Asamblea Nacional de Venezuela, Ángel Medina Davis, del partido Primero Justicia y vicepresidente del Parlamento Latinoamericano (Parlatino); Luis Florido, presidente de la Comisión del Exterior y miembro del partido Voluntad Popular, integrante de la Internacional Socialista; William Dávila, del partido Acción Democrática (AD), vicepresidente del la Comisión del Exterior y parlamentario del PARLASUR y, el asesor de la Comisión del Exterior, Manuel Avendaño, fueron detenidos a su entrada al país, los días miércoles y jueves recién pasados.

Los diputados llegaban a Nicaragua a conocer la situación del país de primera mano y a expresar su solidaridad con los diputados nicaragüenses que fueron destituidos de sus escaños por órdenes de Ortega.

A todos, se les sometió a tratos humillantes, secuestro y aislamiento, violando el derecho internacional y su condición de parlamentarios. Al diputado William Dávila, además, le fue retenido su pasaporte, teléfono y documentación, siendo expulsado del país, con acusación de sospechas de tráfico de drogas, lo que motivó su aislamiento y maltrato por el gobierno salvadoreño.

Esta conducta, es el proceder habitual del gobierno de Ortega, denunciado por centenares de familias nicaragüenses que han sido víctimas de la «siembra» de drogas por la Policía Nacional u oficiales migratorios, para incriminar falsamente a personas. Es el mismo modus operandi que fuerzas especiales de la Policía pretendieron realizar con la familia asesinada por ellos mismos en Las Jagüitas y el que, como en el caso de los jóvenes ambientalistas mejicanos, argentina y costarricense, también expulsados, fue evitado por la intervención de vecinos y la comunidad.

Denunciamos el aislamiento que Ortega pretende imponernos: diputados, ecologistas, miembros de organizaciones de sociedad civil, funcionarios de organizaciones internacionales, funcionarios de gobiernos y feministas son parte de la ya larga lista de expulsados del país y de quienes no han podido ingresar a Nicaragua por la decisión del orteguismo.

El MRS agradece al pueblo venezolano su solidaridad, utilizada de manera corrupta por Ortega y sus incondicionales, que muerden la mano que se ha extendido a nuestro país.

Agradecemos a los diputados de la Asamblea Nacional de Venezuela, que representan a su pueblo, por su solidaridad y por su consecuencia con la democracia y el pluralismo político. Su visita ya ha sido fructífera para nuestro pueblo.

Fuente: MRS

Sea el primero en comentar

Deje su comentario

Su correo no será publicado.


*