Líder anticanal Francisca Ramiréz fue liberada, pero extranjeros siguen detenidos

Comunicados,Asesores,Policía,Arrestos,Movimientos,Investigación

Líder campesina del movimiento anticanal, fue liberada al igual que los lideres Pedro Mana y Einer García quien fueron detenidos por la Policía Nacional esta mañana de sábado 25 de junio, Aún no son liberados 6 extranjeros que participaban en un taller de tecnología para la creación de hornos eficientes. Migdonio López, esposo de Francisca también fue arrestado y aun se mantiene bajo custodia.

Ramírez, fue trasladada a Nueva Guinea, con el resto de los detenidos siendo resguardados por un fuerte dispositivo de policías manteniendo retenidos a Daniel Espinoza de origen español, Byron Ortiz de Costa Rica, Ana Laura Rodriguez de Argentina, Salvador Tenorio, Emmanuel Ruíz y Eugenio  Pancelli Chávez los tres últimos de origen mexicanos.

Tras un comunicado de Costa Rica, Ditsö, Byron Reyes es un indígena del pueblo Broran Terraba.

La asesora legal del Consejo, Mónica López Baltodano dijo que el abogado Rómulo Vargas, quien representa a Francisca Ramírez  aseguró que los 6 extranjeros “están siendo trasladados a Managua y que Migración verificará su situación, mientras que la Policía ocupa la buseta en la que ellos viajaban en La Fonseca, distrito de Nueva Guinea”. También expresó que “la población está preocupada que vayan a ponerles alguna cosa en el bus para acusarlos injustificadamente”.

El presidente inconstitucional de Nicaragua, Daniel Ortega, se pronuncio sobre el caso de las detenciones en medios oficialista.

La extraña detención a los seis extranjeros mencionados y a los lideres quienes acababan de dar declaraciones a los distintos medios locales.

“Hemos estado trabajando ayer hoy, todo bien pero hoy (sábado 25 de junio) conseguimos unos tanques de metal y nosotros ideamos… era un tanque que estaba abandonado, al recogerlo, tenía olor a gasolina, entonces le echamos un papel encendido para que se quemara la gasolina y yo salí perjudicado, hizo una llamarada grande pero estoy bien. Aquí nadie es culpable, es una contingencia que se dio donde estábamos trabajando”, dijo Alexander Marenco.

La presidenta de la fundación Luz en la Selva y miembro de la sociedad civil Elva Rivera, dijo que ese accidente no era para poner a la gente en zozobra “somos grandes y debemos comunicarnos y no mezclar los accidentes con la política o detener a la señora Ramírez sólo porque se opone a la construcción del canal”, comentó Rivera.

La Policía siguió hermética, sin brindar información a los medios sin embargo, mantuvo su despliegue de efectivos antidisturbios en el taller que participaban jóvenes de diferentes nacionalidades, quienes visitaron La Fonseca como parte de su proyecto de promoción de eco-técnicas para mitigar los efectos del cambio climático y la contaminación.

La presidenta del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh) Vilma Núñez, estableció contacto con la Embajada de España para darle a conocer la situación de su ciudadano e inmediatamente la representación diplomática respondió que atenderán de inmediato la situación. aunque no han podido establecer comunicación con  las representaciones diplomáticas de Argentina, México y Costa Rica.

Casi dando las 9:00 de la noche de este mismo sábado, La Policía Nacional emitió un comunicado donde aseguran que los detenidos manipulaban “sustancias explosivas sin ninguna autorización policial, poniendo en peligro la vida y la integridad física de las personas y la comunidad”.

Al igual que argumentaban en el documento oficial de las autoridades “La manipulación de sustancias explosivas sin autorización, constituye delito de exposición de personas al peligro y está prohibida por la Ley 510, “Ley Especial para el control y regulación de armas de fuego, municiones, explosivos y otros materiales relacionados”.

La líder Francisca Ramírez, quien participaba en el taller de alternativas tecnológicas para uso de leña, dijo que en ningún momento hubo presencia de explosivos y que solo hubo una llamarada en determinado momento, y fue entonces cuando la Policía comenzó los arrestos múltiples.

 

 

 

  • Ervin

    Es evidente que no es un proyecto patrocinado, organizado, dirigido, manipulado y de nunca terminar de aquellos que construyen rutas de su propia paz, seguridad y prosperidad en esta patria dominada y dirigida por la dictadura familiar de los Ortega – Murillo.
    La Policía y los Bomberos de Nueva Guinea se presentaron pero ninguno de los organismos señalan que tipo de material explosivo, en caso de existir, se manipuló y explotó.
    Nueva Guinea; a partir de las protestas anti construcción del Canal, se ha visto militarizada y reforzado con Tropas especiales tanto del ejército como de la policía, campos militares de entrenamiento que han estado ayudando al despale indiscriminado y el despojo de grandes extensiones de bosque.
    No existió ninguna explosión. La palabra campesina tiene valor.
    Nueva Guinea es forjadora efectiva de la Paz vista ahora empañada por la militarización del Ejercito; la Policía y las nuevas Fuerzas especiales existente.