Mujeres se manifiestan contra la violencia y la desigualdad

Mujeres,violencia,desigualdad,

Por la igualdad. Contra la violencia de género. Contra la brecha salarial. Para frenar la discriminación. Miles de mujeres de todo el mundo han participado este miércoles 8 de marzo en el Paro Internacional convocado por el día internacional de la mujer. En España, Bélgica, Polonia, Ucrania, Turquía, Japón, han cesado de trabajar, de consumir, de participar en los cuidados domésticos durante un buen rato y han salido a la calle para mostrar qué ocurriría si se parara la mitad de la humanidad. Si se paran las mujeres, se para el mundo.

Con el lema #YoParo #nosotrasparamos #womenstrike #8MParo o #mujeresenhuelga organizaciones de 50 países han programado estos paros y han convocado a manifestarse, con especial fuerza en América Latina, un continente con graves problemas de violencia contra las mujeres y donde a raíz del movimiento Ni una menos, la lucha por la igualdad ha cobrado fuerza. “Paramos porque no se puede discriminar a la mitad de la humanidad y que no ocurra nada.

Nos movilizamos porque no queremos ser invisibles, porque podemos salir a la calle y reivindicar nuestro papel en el mundo”, reclama Gloria García. Vestida de negro, como cientos de mujeres a su alrededor, esta funcionaria de 52 años (de 12 a 12.30) ha salido del trabajo y ha bajado a la calle en la Plaza de Cibeles de Madrid. Allí, durante media hora  se han concentrado cientos de mujeres, entre ellas la alcaldesa Manuela Carmena, y algunos hombres.

Junto a su compañera Rosalía Ordovás, de 48 años, también de luto, aunque animado con un brazalete de color morado (histórico símbolo de la lucha feminista), también participará en la manifestación de este 8 de marzo. El movimiento feminista quiere teñir España de negro y violeta para reivindicar la igualdad de género. En Madrid hay convocada una marcha a las 19 horas en Cibeles. En Barcelona, a la misma hora en Plaza Universitat.

El 8 de marzo hay poco que celebrar y mucho por lo que luchar, Malgorzata Jonczy Adamska, psicóloga y pedagoga de origen polaco que vive en Noruega y que, como muchas de sus compañeras, va a secundar el paro.

Fuente: El País