Cancilleres de Costa Rica, Guatemala, Belice, R. Dominicana, Panamá y España, instan a Nicaragua a liberar a líderes políticos

Seis de los siete opositores detenidos por el régimen de Ortega.

Los Ministros de Relaciones Exteriores de Costa Rica, Belice, Guatemala, Panamá, República Dominicana y España, expresaron su profunda preocupación por las recientes acciones desplegadas por el régimen de Daniel Ortega en contra de opositores y precandidatos presidenciales de Nicaragua.

Los cancilleres señalan que estas acciones atentan contra el libre ejercicio democrático e instan a su inmediata liberación, y a la restitución de sus derechos políticos.

Además recuerdan a Nicaragua su obligación de respetar todas sus obligaciones internacionales, en particular en materia de derechos humanos.

“Es imprescindible evitar acciones que impongan restricciones a la libre participación de todos los actores políticos de la sociedad en los procesos de elección, y se debe asegurar el pluralismo político y la libertad de expresión”, cita la misiva de los cancilleres.

Documento del pronunciamiento de cancilleres de la región, el Caribe y Europa

Lea: Ministerio Público extiende a 90 días la detención contra Félix Maradiaga y Juan Sebastián Chamorro

Precandidatos opositores bajo arresto

El régimen de Ortega mantiene bajo arresto domiciliar a Cristiana Chamorro, desde el pasado 2 de junio, acusada por “lavado de dinero”, delito que aún no se ha demostrado.

Misma medida (casa por cárcel) tiene la opositora, miembro de la Unidad Nacional Azul y Blanco (UNAB), Violeta Granera, quien fue detenida el pasado martes 8 de junio, al igual que José Adán Aguerri, expresidente del Cosep, y los aspirantes presidenciales Félix Maradiaga y Juan Sebastián Chamorro.

Puedes leer: Estados Unidos: “Deben ser liberados de inmediato”

Los mencionados, junto a Arturo Cruz, arrestado el pasado sábado, son acusados “por realizar actos que menoscaban la independencia, la soberanía, la autodeterminación, incitar a la injerencia extranjera en los asuntos internos, pedir intervenciones militares, organizarse con financiamiento de potencias extranjeras para ejecutar actos de terrorismo y desestabilización”.

Sea el primero en comentar

Deje su comentario

Su correo no será publicado.


*