Alimentarse en Nicaragua es cada día más difícil por altos costos de la canasta básica, explican expertos

El alza combinada entre combustible y los productos de la canasta básica está dando un fuerte golpe en los hogares nicaragüenses.

El aumento en los precios del combustible afecta de manera general y no solo para los conductores / profesionales del volante, sino también para todas las familias nicaragüenses, pues el gas licuado que se utiliza para cocinar, subiendo su costo en todas sus presentaciones.

Datos de los costos de la canasta básica, brindados por el
Instituto Nacional de Información y Desarrollo (INIDE)

Por su parte, la canasta básica se estima en 14, 951.41 córdobas, en comparación con el mes del diciembre del 2020, que se encontraba en 14, 526. 34 córdobas, es decir, 425 córdobas más que el mes pasado.

Datos de los costos de la canasta básica, brindados por el
Instituto Nacional de Información y Desarrollo (INIDE)

Familias nicaragüenses no cubren todos los gastos de la canasta básica

En los hogares nicaragüenses al menos entre una o dos personas mantienen un empleo con ingresos por debajo del salario mínimo, con el cual, a penas alcanza para cubrir ciertas necesidades básicas o prioritarias en el momento, y hasta la fecha las negociaciones del salario mínimo en Nicaragua se han estancado, señala el economista y experto en políticas públicas, Eduardo Solórzano.

«Generalmente cuando hay varios de las familias que trabajan y entre ellos contribuyen al ingreso familiar es más posible que se pueda cubrir parte de la canasta básica, y mantienen sus ingresos en menos de 10 mil córdobas. Hay un problema grande en Nicaragua, las empresas tienen que aumentar el salario en la medida que los costos suben, pero no hay capacidad de las empresas de responder de igual manera debido a la crisis que vivimos, creando una confrontación de intereses», explica el economista.

Eduardo Solórzano, economista y experto en políticas públicas
Mercado Orienta, Managua
FOTO: Cortesía

Ajustes al aumento del salario mínimo estancada

El panorama político en Nicaragua afecta en gran escala a la economía del país, el aumento de desempleo y los distintos sectores y sumando los efectos de la pandemia del COVID19.

La mesa de negociación para el ajuste del salario mínimo en Nicaragua se mantiene estancada, pues el próximo 28 de febrero es la fecha límite para que haya un acuerdo tripartito para definir el aumento del salario mínimo en Nicaragua.

El procurador laborar y abogado de Defensores del Pueblo, José Antonio López, espera que en la mesa de negociación se tome en cuenta el crecimiento económico, el comportamiento de la inflación y evolución de la canasta básica. 

«Si antes comprabas dos libras de queso, hoy solo se compra una libra, se debe de ir bolseando con cuanto se puede mantener una familia de al menos cuatro personas. Aquí hablar de aumento salarial apliquemos lo que realmente dice la ley, se va aplicar o lo que vaya aplicar el gobierno. Por que seamos honesto, para que haya un aumento salarial debe ser tripartito», señala López.

Voz de José Antonio López, procurador laborar
y abogado de Defensores del Pueblo

Puedes leer: Discusión de ajuste al salario mínimo estancada

En el año 2019 el ajuste del salario mínimo quedó prácticamente congelado, en el 2020 se realizó un ajuste de 2.63 por ciento, sin embargo, no se aplicó lo que es la inflación y el costo de la canasta básica, razón principal que se tendría que tomar en cuenta en la actual mesa negociadora.

Ajuste del 1 y 2 por ciento

Sectores negociadores de ajuste al salario mínimo en Nicaragua. Foto: 19 Digital.

El Consejo Nicaragüense de la Micro, Pequeña y Mediana Empresa, Conimipyme, sostiene su propuesta de 1 por ciento de ajuste al sector turismo, y 2 por ciento al resto de sectores laborales.

Lee también: Mesa del salario mínimo debe tomar en cuenta la situación económica actual de Nicaragua

Por su parte, la Central Sandinista de Trabajadores (CST) ha propuesto un ajuste salarial de 5 por ciento, pese a que el Banco Central de Nicaragua ha dado cifras desalentadoras de los indicadores a tomar en cuenta, como la inflación y la canasta básica.

Sea el primero en comentar

Deje su comentario

Su correo no será publicado.


*