Secuelas y duelo a causa del COVID19

Nicaragua / COVID19

La pérdida de un ser querido siempre será un proceso difícil para las personas. Tras el fallecimiento llega el duelo. En Nicaragua y el mundo entero se ha vivido un estado de pandemia debido al COVID19, que ha causado la muerte de un gran número de ciudadanos, y ha afectado la vida de otros.

Irma Bermúdez jamás imaginó que el coronavirus le arrebataría a su padre, el reconocido y destacado periodista Gustavo Bermúdez. El 27 de mayo del 2020 sus pupilas lagrimaron cuando un médico del Hospital Bautista en Managua le notificó el deceso.

Gustavo Bermúdez, destacado periodista que falleció a causa del Covid-19

Al menos un 90 por ciento de la población nicaragüense no tiene noción de lo que significa perder a un familiar a causa de la pandemia, dijo la hija del periodista a Radio Corporación, asegurando que el daño y la nostalgia no se la desea a nadie.

Describe que perder a su papá fue duro porque era a quien más amaba.
Desde aquella madrugada que el corazón de Gustavo dejó de latir, su hija lo recuerda todos los días al despertar.

Voz de Irma Bermúdez, hija del periodista fallecido

Duelo Traumático

El psicólogo Roberto Ordoñez explica que la pérdida de un ser querido a causa del COVID19 se cataloga como duelo traumático. Considera al patógeno como una “lotería”, porque le puede tocar a cualquiera.

Ordoñez, que es presidente de la Asociación Nicaragüense para el Desarrollo de la Psicología, señala que a raíz de la pérdida de una persona, en la familia ronda la depresión, nostalgia, enojo y pensamientos fatalistas hacia el futuro.

Voz de Roberto Ordoñez, presidente de la Asociación Nicaragüense para el Desarrollo de la Psicología

¿Irma pudo enfermarse como su papá?

La hija de Gustavo estuvo al cuido de él por dos días, luego lo remitieron al hospital, donde falleció una semana después. Mientras estuvo en casa, la joven lo atendía sin importarle contraer el virus. A pesar de la cercanía y roce Irma no presentó ningún síntoma.

El epidemiólogo Leonel Arguello destaca que las personas que estuvieron al cuido de otra que falleció por coronavirus, no siempre se infectan, pues en algunos casos desarrollan un tipo de resistencia contra la enfermedad.

 “Vemos que mucha gente alrededor de los pacientes no adquiere la infección por que toma las medidas fundamentales de protección, mientras en algunos casos hay un tipo de resistencia que todavía no estamos muy claros cual es”, manifestó.   

Voz de Leonel Arguello, epidemiólogo nicaragüense

Por su parte el psicólogo, refiere que la persona a cargo del paciente enfermo desarrolla cierto temor y paranoia por el COVID19, y empieza a tener más cautela en su cotidianidad.

“El problema es cuando ese respeto busca los polos y en lugar de transmitir respeto tiene pavor y terror, y comienza a implementar costumbres que pueden rayar el TOC (Trastornos Obsesivos Compulsivos), como lavarse las manos a cada rato, no tocar nada, no mover nada”, indicó.

Voz de Roberto Ordoñez, presidente de la Asociación Nicaragüense para el Desarrollo de la Psicología

Añadió que el duelo por la pérdida de un ser querido sumado a la ansiedad y los factores ya mencionados, resulta especialmente abrumador. «Las secuelas por la pérdida se desarrollo a corto plazo y se supera apropiadamente a los 6 meses. Si sobrepasa se convierte o en duelo patológico , que es el más común donde los sentimientos predominantes en general son de soledad y de mucha tristeza, alegó Ordoñez.

Gustavo dirigía el programa de opinión Impacto 540 de Radio Corporación, desde esos potentes micrófonos se convirtió en un acérrimo defensor de la democracia en el país. También era propietario de una radio online que lleva por nombre “La Nica. La radio de Nicaragua”, cuyo estudio quedaba en su vivienda.

Los instrumentos que utilizaba para elaborar cuñas publicitarias y transmitir programas desde su radio están a como los dejó el día que lo internaron en el centro hospitalario. Los micrófonos y dispositivos tecnológicos, como computadoras, no han sido tocados, ni movidos.

Escritorio del periodista Gustavo Bermúdez

Ante la experiencia que pasó la Familia Bermúdez, Irma hija de Gustavo, aconseja a los nicaragüenses cuidarse y protegerse por que el COVID19 «no perdona». Llama a los jóvenes a salvaguardar sus vidas y la de sus familiares, sobre todo los adultos mayores.

La joven tuvo que asimilar el golpe propinado por la pandemia, que le arrebató a su padre.

Sea el primero en comentar

Deje su comentario

Su correo no será publicado.


*