Fallo a favor de Hugo Holman hubiese significado el cierre de La Prensa

Si hubiese existido un fallo a favor de Hugo Holman en la demanda que le realizó al Diario La Prensa, el medio de comunicación hubiese dejado de operar debido a las actuales circunstancias y afectaciones económicas.

La junta directiva de la empresa agradece infinitamente a Dios por que Holman desistió de la demanda el pasado jueves, es decir, abandonó proceso.

Holman presentó ante la juez un escrito donde alega desistir de la acción material en contra de las cuatro empresas demandadas, pertenecientes a la familia Chamorro. «En consecuencia pido se archiven las presentes diligencias”, reza el documento entregado.

La demanda la realizó a finales del mes de septiembre y pedía una cantidad de 2 millones de dólares en concepto de pago de prestaciones sociales, liquidación, indemnización por cargo de confianza y horas extras. Todo esto se lo entregaron en mayo 2019, según los directores de La Prensa.

Puedes leer: Delegación del Mitrab realiza inspección en La Prensa por demanda laboral de Hugo Holman

Jueza segunda del distrito laboral de Managua, Dr. Suhail Espinoza Martínez

Proceso queda cerrado

El experto en derecho laboral, José Antonio López explicó a Radio Corporación que cuando la parte ofendida, en este caso Holman, dice al juez que ya no continuará con el proceso, este queda cerrado por completo.

El artículo 6 del Código Procesal Penal de Nicaragua establece el principio «ne bis in idem» que prohíbe en la esfera penal que una persona sea castigada más de una vez por la misma infracción, o sea juzgada más de una vez por el mismo hecho.

Explicación del abogado laboral, José Antonio López

Jaime Chamorro, Anita Chamorro junto a su sobrino (demandante) Hugo Holman

La directiva del rotativo resaltó que la demanda ha sido una de las experiencias más dolorosas por venir de un miembro de la familia, pues Holman es hijo de una de las propietarias del medio, Anita Chamorro y sobrino del director propietario, Jaime Chamorro. La situación es comparada con la separación familiar de mayo de 1980 de la que nació a El Nuevo Diario con el apoyo del gobierno sandinista.

Sea el primero en comentar

Deje su comentario

Su correo no será publicado.


*