Policía Orteguista secuestra y luego libera a autoconvocada en Somoto

Somoto

Miembros de la Policía Orteguista irrumpieron a las 9:15 de la noche del viernes en la vivienda de la señora Danelia Argüello Cano de la ciudad de Somoto, cabecera del departamento de Madriz. Sin ninguna orden judicial, los agentes le quitaron un cuarto de pintura, chimbombas azul y blanco; y la llevaron a la estación de policía en donde la interrogaron, según denunció la víctima cuando fue puesta en libertad.

«La Comisionada Lesbia Joya, jefa de la secretaría de prensa era la que dirigía la operación. Me dijo que iban a revisar la casa, abrieron cajas en donde tengo guardados enseres del hogar y hasta los depósitos de basura revisaron. Habían varios policías distribuidos en la calle», aseguró Argüello.

Según Argüello, los policías la condujeron al cuartel de la policía y en el departamento de inteligencia le preguntaron que quién le financiaba la pintura y las chimbombas. «Yo les dije que yo las había comprado. Las mismas preguntas de siempre. Le dije que yo andaba enferma, que me había desmayado por la tarde porque padezco vasculitis y que si algo me pasaba ahí, era responsabilidad de ellos y me dejaron ir a eso de las 10 de la noche», expresó.

Argüello ya había sido secuestrada el 17 de abril a las 10 de la noche, cuando se encontrada enfrente de su casa acompañada por sus hijos y de manera repentina, miembros de la policía sandinista, sin mediar palabra arremetieron en su contra y fue llevada con rumbo desconocido. Sus hijos, quienes son menores de edad, fueron auxiliados por pobladores, ya que los policías amenazaban con llevarlos presos. Media hora más tarde, Argüello fue abandonada en un sitio, alejado de su vivienda, con heridas y golpes y ahora nuevamente la vuelven a detener y una hora después la dejan en libertad.

En los últimos días en Somoto, varias casas de ciudadanos autoconvocados han sido asediadas tanto por paramilitares como por la Policía Orteguista.

Con información de Denis García

Sea el primero en comentar

Deje su comentario

Su correo no será publicado.


*