Obispos darán un mes a Ortega para mostrar cambios en su régimen

Ni el hirviente sol de las primeras horas de la tarde pudo evitar que centenares de miles de ciudadanos se unieran a la peregrinación por una nueva Nicaragua convocada por la Arquidiócesis de Managua.

Desde la 1 de la tarde los fieles católicos de las parroquias de Managua, Masaya y Carazo fueron concentrandose en los puntos establecidos.

Fue una caminata cívica pero decidida a luchar por la redemocratización del país.

Una vez reunidas las caminatas en la Catedral de Managua, el Cardenal Leopoldo Brenes inició el rezo del Rosario.

Entre avemarías y padrenuestros la ciudadanía esperaba que Monseñor Silvio Báez, pudiera subir a la modesta tarima.

En el inicio del quinto misterio, se escucharon gritos, aplausos y vítores; era el obispo auxiliar de Managua quien caminaba rumbo a la tarima entre la multitud.

Su sotana crema se notaba sucia y sudada. No era para menos, pues durante el camino abrazó, besó y bendijo al pueblo.

 

Previo a la consagración del país al Inmaculado Corazón de María el suministro de energía eléctrica fue interrumpido.

«El demonio siempre es astuto y nos corta cuando decimos la verdad», dijo el Cardenal Brenes.

«Y como el demonio es el rey de las tinieblas quería que nos quedaramos en tinieblas pero Cristo es el rey de la luz», prosiguió

Monseñor Silvio Báez fue el encargado de realizar la consagración del país a la Virgen María.

«Que los nicaragüenses podamos construir un futuro digno para todos, en donde la diversidad sea una riqueza», leyó el obispo.

El pueblo acompañaba la lectura: «te invocamos desde un doloroso valle de lágrimas, (…) lágrimas de padres y madres que lloran en estos días la muerte de sus hijos jóvenes a causa de la violencia irracional».

Luego de culminada la consagración el obispo auxiliar de Managua aclaró que «no más misas negras, no más acuerdos bajo la mesa, no más acuerdos de cúpulas, el pueblo va a estar informado», sentenció.

 

En la parte medular del mensaje de los obispos de Managua se aclaró que cumplido un mes la mesa de diálogo evaluarán la voluntad de las partes.

«Si los obispos de la Conferencia Episcopal evaluamos que no se están dando esos pasos informaríamos al pueblo de Dios a quien acompañamos y les diriamos que así no podemos seguir y que no se pudo», explicó Brenes.

Movilizaciones en toda la provincia

Sin embargo no solo en Managua se realizaron convocatorias de la Iglesia, la diócesis de Matagalpa, Granada, Estelí y León también tuvieron actividades.

El obispos de Matagalpa monseñor Rolando Álvarez presidió una peregrinación que culminó frente a la catedral de es departamento.

En Granada, Rivas y Boaco también hubo caminatas a favor de la paz y el diálogo.

En tanto en la diócesis de León se realizó una jornada de oración ante Jesús Sacramentado en todas las parroquias.

Caravana campesina

Los campesinos anticanal llegaron a Managua poco después de mediodía; fueron recibidos por el pueblo en las calles.

Francisca Ramírez lideró la caravana campesina que llegó hasta catedral de Managua donde se sumaron a la peregrinación.

 

 

Sea el primero en comentar

Deje su comentario

Su correo no será publicado.


*