McKinsey & Company rompe relaciones con HKND, empresa de Wang Jing

Proyecto canalero genera más dudas

McKinsey & Company,HKND,wang jing,canal interoceánico,nicaragua,

Un reportaje sobre el proyecto del Canal Interoceánico titulado: Nicaraguan canal is not a “field of dreams”, escrito por el periodista Peter Costantini, asegura que la consultora  McKinsey & Company, una de las más respetadas del mundo y reclutada por HKND para realizar un estudio de viabilidad económica del Canal, cortó relaciones con la empresa de Wang Jing desde junio de 2014.

El reportaje de Costantini, un periodista independiente radicado en Seattle (Estados Unidos), publicado en la sección English de Confidencial, cita al sitio web de noticias financieras Journal of Commerce JOC.com, en el que el corresponsal Greg Miller atribuye a una fuente de carácter confidencial la revelación de que McKinsey notificó por escrito a HKND que descontinuaría su labor a mediados del año pasado y que, desde entonces, no han trabajado de nuevo.

En el artículo original, titulado Consulting firm exit raises Nicaragua Canal feasibility questions, Miller asevera que HKND confirmó la noticia a finales de 2015, cuando el periodista consultó a sus representantes sobre el tema. “HKND retuvo a McKinsey para hacer el análisis económico.

La consultora completó el trabajo por el que se le contrató el año pasado (2014) y actualmente no estamos trabajando con ellos. Otro tipo de cooperación será posible cuando se presente la oportunidad”, le dijo Virginia Zhang, vocera de HKND.

Tanto Costantini como Miller afirman que la salida de esta prestigiosa firma pone en duda las oportunidades que tiene el megaproyecto de 50 mil millones de dólares para atraer a inversionistas Occidentales y cuestiona la veracidad de las declaraciones de Paul Oquist, secretario privado para Políticas Públicas de  Daniel Ortega.

A pesar de que McKinsey & Company  dejó de trabajar con HKND, concesionaria del Canal Interoceánico,  el asesor económico de Daniel Ortega,  Paul Oquist aseguró a Greg Miller en una entrevista realizada en octubre de ese año, que el primer paso para encontrar inversionistas era obtener el estudio de viabilidad financiera de la consultora, para presentarlo a la comunidad internacional.

El asesor justificó la espera alegando que el prestigio de la firma les permitiría acercarse a bancos de inversión de Wall Street, en especial los ubicados en Londres y Frankfurt, así como firmas de capital privado.

Además de la salida de McKinsey & Company, expertos en transporte  y comercio internacional consultados por  Costantini aseguran que los cambios que está experimentando el comercio marítimo a nivel global y la influencia que tiene China en las rutas navieras dificultan la promoción del Gran Canal de Nicaragua como un proyecto plausible ante inversionistas privados.

Uno de estos especialistas es Paul Bingham, experto en comercio y vicepresidente del Grupo de Investigación del Desarrollo Económico, entidad ubicada en Los Ángeles. Éste le relató al periodista que durante un congreso reciente al que asistieron miembros de la Asociación Americana de Autoridades de Puertos (AAPA, por sus siglas en inglés) en Florida, no escuchó a ninguna persona mencionar al Canal de Nicaragua ni una vez en sus conversaciones.

“No creo que ninguno de ellos considere que el Gran Canal se va a construir. Por lo que han leído sobre los costos de construcción, la longitud física de la obra y las rutas alternativas (de comercio marítimo) que ya existen, están descartando el proyecto.

 

  • Juan

    Que alegrege que to do vaya mal en Nicaragua, no al progress Si a la pobreza